EE.UU. y México, lo que nos explica la frontera agraria

Escrito por Quepo en la categoría FAM y los medios

El hambre y la migración forman parte de un ciclo perverso. Las formas de producción de las grandes corporaciones de la alimentación imposibilitan las formas de vida tradicionales en las zonas rurales. Las personas migran hacia las ciudades u otros países en busca de oportunidades. Mientras, los agronegocios exportan a países empobrecidos sus productos, a precios altamente competitivos. De esta manera destruyen las ya frágiles economías campesinas, provocando aún más migraciones.

Carlos Marentes es Coordinador de La Vía Campesina Norteamérica y miembro del Centro de los Trabajadores Agrícolas Fronterizos, en El Paso, Texas.

Relacionados